Portada del dirario Meridiano
Jueves 29 de Junio de 2017

Los Especialistas

José Camejo y su récord perfecto en Luisiana

24 Lunes | 4:58 pm

No sólo el estado de la Florida es plaza para los profesionales venezolanos que hacen vida en Estados Unidos, aunque pocos, hay algunos que han vencido la barrera idiomática y se han ido más al norte para no depender exclusivamente del mercado venezolano establecido en Florida, tal es el caso de Junior Alvarado, Javier Castellano, Ángel Castillo, Daniel Centeno, Santiago González, por nombrar algunos de los jinetes venezolanos que han explorado con éxito los hipódromos de Nueva York, Chicago, Maryland, Kentucky, California, pero cuando hablamos de entrenadores son muy pocos los casos.

Sin embargo en la actualidad hay un preparador criollo, otrora jinete, que está dando la talla con una efectividad altísima en los hipódromos de Luisiana y Kentucky, se trata de José Camejo, quien salió de Venezuela como jinete hace unos 17 años y se estableció en los Estados Unidos, primero en Florida y luego en Indiana, Luisiana y Kentucky, pero desde 2013 dejó de luchar con el peso y decidió dedicarse al entrenamiento, haciendo su aprendizaje para este rol en Estados Unidos, donde está demostrando el talento que tiene con un material limitado.

Al parecer la “espinita” le entró cuando todavía como jinete reclamó a la yegua Princess Composer por 5.000 dólares y como propietario logró que esta yegua se convirtiera en ganadora selectiva y superara los 260.000 dólares en producción.

Ya con cuatro años en la profesión cada día da más evidencias de su talento, para muestra lo que consiguió la semana pasada en Evangeline Downs, Luisiana, donde logró ganar con los 5 ejemplares que presentó, es decir, récord perfecto, de 5-5, marca meritoria para cualquier entrenador, más para él, cuya caballada no supera los 20 animales.

Casualmente entre los cinco triunfos se cuenta el de Meraki un vistoso castaño hijo de Princess Composer.

Además dos de estas victorias fueron para propietarios venezolanos: Road of Roses de Juan Landaeta y American Kiki de AlejandroCeballos Jiménez.

En lo que va de año, Camejo, quien en Caracas era conocido cariñosamente como “Nihauss”ha ganado 14 carreras con, siete segundos y seis terceros con 41 intentos, para rendimiento de 65,8 % en los tres primeros lugares.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “La mano de los diligentes señoreará; más la negligencia será tributaria” (Proverbios 12.24.)

Gunnevera defiende con gallardía cupo para Las Rosas

7 Martes | 11:00 am

El entrenador venezolano Antonio Sano, quien batalla entre los cinco primeros en la estadística de Gulfstream Park, sigue su ruta al Kentucky Derby a través de Gunnevera, uno de esos corredores cuya historia se hace más interesante debido al precio que pagaron por este en subasta.

Gunnevera es un hijo de Dialed In  (Mineshaft) que fue vendido en la subasta de Keenenland de septiembre de 2015 en 16.000 dólares, precio muy bajo, considerando que en esa misma subasta hubo caballos que superaron el millón de dólares en precio.

La selección la hizo el entrenador venezolano, quien ha logrado sacarle una campaña formidable a este potro que ya acumula 839.600 dólares en producción y que va encaminado a la Triple Corona 2017.

Su primera carrera de este año fue el Holly Bull Stakes (Grado 2) que se corrió el pasado sábado en Miami con resultado sorpresivo.

En el papel parecían definir un par de ejemplares: Gunnevera y Classic Empire, del que nos pudimos enterar de que ya está negociado por el Coolmore, aunque siga corriendo con la divisa de su dueño anterior, para usarlo de semental al finalizar la campaña; precisamente Classic Empire era el que acaparaba el favoritismo, pues en sus dos últimas carreras había superado los 100 puntos en el Speed Raiting de Adrew Beyer, sin embargo en la práctica surgió un nuevo aspirante al triple reinado: impresionó Irish War Cry, un hijo de Curlin, que llegó a la carrera invicto, pero lucía subido y se les vino de punta a punta logrando meter 3,5 cuerpos y como decimos aquí en Venezuela, parando.

Pero la carrera de Gunnevera, que finalizó segundo, es digna de análisis. Es un caballo de zancada larga y galope pesado, es decir le cuesta arrancar, y cuando comenzó su remate, en los 500 metros finales Talk Logistic le cierra el paso y Castellano, jinete de Gunnevera, se ve obligado a levantar, sacando al caballo del paso y buscó afuera. En esa maniobra, considero, perdió dos cuerpos, entre cambiar de línea, recuperar el paso y encima retomar el remate justo en la curva, creo que no se ganaba al hijo de Curlin, pero lo hubiese puesto en aprietos en los metros finales, también pienso que Gunnevera mientras más largo sea el tiro tendrá mejor desempeño, pues es un steyr natural. Así que a los venezolanos nos queda ligar a Gunnevera que suponemos correrá el Florida Derby y luego irá a la Carrera de Las Rosas.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “El hombre bueno deja herencia a los hijos de sus hijos, pero la riqueza del pecador está reservada para el justo” Proverbios 13:22.

La Alpujarra sufrió y ganó

26 Jueves | 10:27 am

La importada en vientre La Alpujarra (Pioneerof the Nile-Attagal por Atticus).alcanzó otro triunfo selectivo en su excelente campaña corredora. En esta ocasión debió emplearse a fondo bajo las exigencias de Rigo Sarmiento, para controlar la embestida en la recta final de su compañera de establo, La De Mercedes. Al final, la cuadra de Ramón García Mosquera logró un 1-2 en la Copa en honor a la triplecoronada Bambera.

Video de la Copa Bambera: https://youtu.be/s9B-mwVZ5PY

Foto de la llegada de la Copa Bambera: https://www.instagram.com/p/BFzAuGmLE0A/

 

Amigo Giulio (Deliberately-Ananda Paradise por Silver Charm) sorprendió con un emocionante triunfo en la Copa Remarkable News, derrotando a un disputado final a los selectivos Money Never Gold, Don Lucas, Supremo y Good Friend. José Aray condujo al seisañero que prepara Fernando Parilli.

Video de la Copa Remarkable News: https://youtu.be/mpkCo0QfeGU

 

Internacionales – Exaggerator se desquitó.

Emulando a su padre Curlin, Exggerator bajo una precisa conducción de Kent Desormeaux, para alegría de su hermano y preparador Keith Desormeaux, navegó la pista de Pimlico para ganar el Preakness Stakes Gr.I, y acabar con el invicto de su previo verdugo Nyquist. En una contienda que inició con un veloz primer parcial de 22 1/5 escenificado por el mencionado. Nyquist y su medio hermano Uncle Lino, muy criticado por los conocedores del medio hípico, atribuyendo la derrota del entonces invicto debido a una conducción excesivamente agresiva por parte de Mario Gutiérrez, sin embargo, desde nuestro punto de vista la derrota era inevitable de cualquier manera, vista la condición de la cancha, todos los competidores buscaron líneas alejadas de la baranda para eludir el “río” cercano al riel,  sin embargo en una arriesgada decisión, Desormeaux ubicó a Exaggerator, en líneas internas. cerca de la baranda durante toda la recta posterior, allí hizo un notable rush entre los 1000 metros y los 600 metros finales, sacando afuera solo poco antes de la entrada de la recta final, desplazando con tremenda solvencia y manteniéndose firme hasta la meta. Consideramos no se puede pedir mejor ejecutoria con las condiciones presentes en la pista al momento de la carrera,

El "cambio de manos" y su importancia en las carreras

6 Lunes | 6:00 pm

Es común en el argot hípico escuchar el término “cambio de manos” sobre todo entre jinetes y entrenadores, pero en realidad es de poco dominio público el significado real de este término y de su importancia en el desarrollo de las carreras.

Primero hay que empezar aclarando que en Venezuela, como en muchos otros países de Suramérica, se le llaman manos a las patas delanteras o miembros anteriores del caballo y “cambio de manos” es un movimiento en el cual el caballo, en paso de galope o carrera, cambia de apoyo de un miembro a otro, es decir viene cayendo primero con una mano mientras gana distancia con otra y hace el cambio cuando la que está apoyando primero pasa a ser la que gane distancia y la otra pasa a sustentar la caída de cada zancada.

En realidad los caballos no sólo cambian de manos, pues al hacer el cambio, los miembros posteriores también se alternan, pero visualmente es más fácil de notar el de las manos.

En el desarrollo normal del galope o carrera, el caballo debería llevar la mano derecha adelante (ganando distancia) en las rectas y cambiar a la izquierda en las curvas, por lo menos en el caso nuestro y de Norteamérica que corremos en contra del sentido de las agujas del reloj.

Si un caballo no cambia de mano para entrar a las curvas inevitablemente se abrirá violentamente, pues no podrá sobrellevar la inclinación natural de su cuerpo al tomar la curva.

En cambio si al entrar a la recta, sobre todo a la recta final, cuando es exigido, no cambia de manos, entonces se fatigará más rápido y tendrá menor remate cuando sea exigido, incluso tendrá mayor riesgo de lesión por fatiga o sobreesfuerzo.

La mano izquierda es sometida a una fuerte presión en las curvas y al entrar a la recta generalmente viene cansada, es como cuando cargamos una bolsa con una sóla mano en algún momento sentiremos la necesidad de alternarla con la otra para que en la que ya se liberó el ácido láctico descanse, o como un boxeador que hace una repetición de golpes con una mano, obligatoriamente deberá usar la otra luego de la seguidilla para no extenuarse.

A veces los caballos, bien sea por dolor, por maña o por mala doma, entran a la recta y no cambian de mano, ahí se nota que su galope es como se dice coloquialmente “encrochado”, es decir hace un gran esfuerzo y avanza poco, y eso se nota, por eso diariamente el galopador y en carrera el jinete debe obligarlo a hacerlo, hasta que por costumbre lo haga solo, los montadores los obligan con un movimiento de bridas, moviendo el cuerpo a modo de contrapeso, con el látigo y usando sus rodillas, a veces, todo junto.

Si a un caballo le cuesta cambiar de mano o se niega a hacerlo, hay que hacerle un chequeo veterinario, si hace más de dos cambios en la recta, también amerita revisión.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “Te alabaré con rectitud de corazón cuando aprendiere tus justos juicios” (Salmos 119:7)

Adiós viejo hermoso

10 Lunes | 9:04 pm

Por primera vez escribo esta columna con lágrimas en los ojos y con el corazón dolido, hoy no hablaré de hipismo pero si de un gran hípico, mi padre Ricardo Giardinella Rivas, que el pasado sábado dejó de existir en cuerpo presente, pero quien seguirá vivo eternamente en cada zancada de un purasangre, en cada timbre de partida, en cada programa radial o televisivo donde se hable de caballos, ahí estará presente mi viejo. Ese gran padre que hasta su último día estuvo hablando de caballos.

Allí en su lecho de muerte, se apartaba la mascarilla de oxígeno para decirme que ese día había carreras, que no se me olvidara grabar su amada mensajería de texto y recordándome su última línea Patt Coro, que ganó galopando el domingo como haciéndole un homenaje.

Sé que él no leerá estas líneas, pero me quedo con la satisfacción, con todo el sentimiento de amor inmenso que hay en mi corazón se lo expresé en vida, del que hasta el último minuto estuvo a su lado luchando con él, acompañándolo en su batalla y dándole el respaldo que siempre demandó.

Quedo con la tranquilidad de que partió con el Señor, de que oramos juntos, leímos la biblia, nos tomamos de las manos y le transmití paz.

Agradezco a Dios que no le haya causado sufrimiento, que antes de morir, entró como dijo mi madre en un “Sueño Divino”, ese sueño divino que él mismo pedía en sus oraciones para la hora de su partida.

Todo lo que soy como ser humano, como profesional, se lo debo a él, recuerdo lo orgulloso que estaba de esta columna, de cada línea que escribía, tenía una hemeroteca personal de mis trabajos periodísticos y hasta mandaba a enmarcar los reportajes que más le gustaban y siempre me decía lo orgulloso que estaba de que yo siguiera sus pasos; incluso el trabajo que tengo en este medio desde hace 11 años se lo debo a él, a una llamada telefónica que le hizo al recordado Ángel Gutiérrez, quien también partió de este mundo.

Agradezco públicamente al personal de la Clínica Sanatrix, una institución médica donde los valores de la vida prevalecen por encima de lo comercial; agradezco a sus médicos: Milka Marín, Luis Hernández, Johnny Ramos, Jesús Juan Ceballos, Genaro Ceballos, Daniel Gutiérrez, María Princesa Ramos, Tomás Contreras, Ailiseth Pino, Simón Vegas, Gabriela Blanco y Héctor Muñoz.

A José Carlos Ortiz y toda la familia Ortiz, que estuvieron con él en todo momento, a todos ellos gracias por hacer nuestra lucha suya y batallar sin cansancio por salvar a mi padre.

Gracias a mi madre, su adorada Onilda Amor, por ser su bastón.

Agradezco a Dios, porque ahora, como decía el pasaje bíblico favorito de mi padre, “en lugares de delicados pastos lo hace descansar”.

Te amaré siempre mi viejo hermoso, mi tesoro, gracias por tanto. 

Carlos Luis Giardinella

Buen Brinco

Nació en Caracas en 06 de diciembre de 1983, es Licenciado en Comunicación Social egresado de la Universidad Santa María, Jefe de la Sección de Hipismo del diario Meridiano, copresentador del programa Gaceta Hípica que se transmite por Meridiano TV y entrenador de Caballos Purasangres de Carreras.

 

Carlos Luis Giardinella

Buen Brinco

Nació en Caracas en 06 de diciembre de 1983, es Licenciado en Comunicación Social egresado de la Universidad Santa María, Jefe de la Sección de Hipismo del diario Meridiano, copresentador del programa Gaceta Hípica que se transmite por Meridiano TV y entrenador de Caballos Purasangres de Carreras.

 

José Camejo y su récord perfecto en Luisiana

24 Lunes | 4:58 pm

No sólo el estado de la Florida es plaza para los profesionales venezolanos que hacen vida en Estados Unidos, aunque pocos, hay algunos que han vencido la barrera idiomática y se han ido más al norte para no depender exclusivamente del mercado venezolano establecido en Florida, tal es el caso de Junior Alvarado, Javier Castellano, Ángel Castillo, Daniel Centeno, Santiago González, por nombrar algunos de los jinetes venezolanos que han explorado con éxito los hipódromos de Nueva York, Chicago, Maryland, Kentucky, California, pero cuando hablamos de entrenadores son muy pocos los casos.

Sin embargo en la actualidad hay un preparador criollo, otrora jinete, que está dando la talla con una efectividad altísima en los hipódromos de Luisiana y Kentucky, se trata de José Camejo, quien salió de Venezuela como jinete hace unos 17 años y se estableció en los Estados Unidos, primero en Florida y luego en Indiana, Luisiana y Kentucky, pero desde 2013 dejó de luchar con el peso y decidió dedicarse al entrenamiento, haciendo su aprendizaje para este rol en Estados Unidos, donde está demostrando el talento que tiene con un material limitado.

Al parecer la “espinita” le entró cuando todavía como jinete reclamó a la yegua Princess Composer por 5.000 dólares y como propietario logró que esta yegua se convirtiera en ganadora selectiva y superara los 260.000 dólares en producción.

Ya con cuatro años en la profesión cada día da más evidencias de su talento, para muestra lo que consiguió la semana pasada en Evangeline Downs, Luisiana, donde logró ganar con los 5 ejemplares que presentó, es decir, récord perfecto, de 5-5, marca meritoria para cualquier entrenador, más para él, cuya caballada no supera los 20 animales.

Casualmente entre los cinco triunfos se cuenta el de Meraki un vistoso castaño hijo de Princess Composer.

Además dos de estas victorias fueron para propietarios venezolanos: Road of Roses de Juan Landaeta y American Kiki de AlejandroCeballos Jiménez.

En lo que va de año, Camejo, quien en Caracas era conocido cariñosamente como “Nihauss”ha ganado 14 carreras con, siete segundos y seis terceros con 41 intentos, para rendimiento de 65,8 % en los tres primeros lugares.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “La mano de los diligentes señoreará; más la negligencia será tributaria” (Proverbios 12.24.)

Gunnevera defiende con gallardía cupo para Las Rosas

7 Martes | 11:00 am

El entrenador venezolano Antonio Sano, quien batalla entre los cinco primeros en la estadística de Gulfstream Park, sigue su ruta al Kentucky Derby a través de Gunnevera, uno de esos corredores cuya historia se hace más interesante debido al precio que pagaron por este en subasta.

Gunnevera es un hijo de Dialed In  (Mineshaft) que fue vendido en la subasta de Keenenland de septiembre de 2015 en 16.000 dólares, precio muy bajo, considerando que en esa misma subasta hubo caballos que superaron el millón de dólares en precio.

La selección la hizo el entrenador venezolano, quien ha logrado sacarle una campaña formidable a este potro que ya acumula 839.600 dólares en producción y que va encaminado a la Triple Corona 2017.

Su primera carrera de este año fue el Holly Bull Stakes (Grado 2) que se corrió el pasado sábado en Miami con resultado sorpresivo.

En el papel parecían definir un par de ejemplares: Gunnevera y Classic Empire, del que nos pudimos enterar de que ya está negociado por el Coolmore, aunque siga corriendo con la divisa de su dueño anterior, para usarlo de semental al finalizar la campaña; precisamente Classic Empire era el que acaparaba el favoritismo, pues en sus dos últimas carreras había superado los 100 puntos en el Speed Raiting de Adrew Beyer, sin embargo en la práctica surgió un nuevo aspirante al triple reinado: impresionó Irish War Cry, un hijo de Curlin, que llegó a la carrera invicto, pero lucía subido y se les vino de punta a punta logrando meter 3,5 cuerpos y como decimos aquí en Venezuela, parando.

Pero la carrera de Gunnevera, que finalizó segundo, es digna de análisis. Es un caballo de zancada larga y galope pesado, es decir le cuesta arrancar, y cuando comenzó su remate, en los 500 metros finales Talk Logistic le cierra el paso y Castellano, jinete de Gunnevera, se ve obligado a levantar, sacando al caballo del paso y buscó afuera. En esa maniobra, considero, perdió dos cuerpos, entre cambiar de línea, recuperar el paso y encima retomar el remate justo en la curva, creo que no se ganaba al hijo de Curlin, pero lo hubiese puesto en aprietos en los metros finales, también pienso que Gunnevera mientras más largo sea el tiro tendrá mejor desempeño, pues es un steyr natural. Así que a los venezolanos nos queda ligar a Gunnevera que suponemos correrá el Florida Derby y luego irá a la Carrera de Las Rosas.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “El hombre bueno deja herencia a los hijos de sus hijos, pero la riqueza del pecador está reservada para el justo” Proverbios 13:22.

La Alpujarra sufrió y ganó

26 Jueves | 10:27 am

La importada en vientre La Alpujarra (Pioneerof the Nile-Attagal por Atticus).alcanzó otro triunfo selectivo en su excelente campaña corredora. En esta ocasión debió emplearse a fondo bajo las exigencias de Rigo Sarmiento, para controlar la embestida en la recta final de su compañera de establo, La De Mercedes. Al final, la cuadra de Ramón García Mosquera logró un 1-2 en la Copa en honor a la triplecoronada Bambera.

Video de la Copa Bambera: https://youtu.be/s9B-mwVZ5PY

Foto de la llegada de la Copa Bambera: https://www.instagram.com/p/BFzAuGmLE0A/

 

Amigo Giulio (Deliberately-Ananda Paradise por Silver Charm) sorprendió con un emocionante triunfo en la Copa Remarkable News, derrotando a un disputado final a los selectivos Money Never Gold, Don Lucas, Supremo y Good Friend. José Aray condujo al seisañero que prepara Fernando Parilli.

Video de la Copa Remarkable News: https://youtu.be/mpkCo0QfeGU

 

Internacionales – Exaggerator se desquitó.

Emulando a su padre Curlin, Exggerator bajo una precisa conducción de Kent Desormeaux, para alegría de su hermano y preparador Keith Desormeaux, navegó la pista de Pimlico para ganar el Preakness Stakes Gr.I, y acabar con el invicto de su previo verdugo Nyquist. En una contienda que inició con un veloz primer parcial de 22 1/5 escenificado por el mencionado. Nyquist y su medio hermano Uncle Lino, muy criticado por los conocedores del medio hípico, atribuyendo la derrota del entonces invicto debido a una conducción excesivamente agresiva por parte de Mario Gutiérrez, sin embargo, desde nuestro punto de vista la derrota era inevitable de cualquier manera, vista la condición de la cancha, todos los competidores buscaron líneas alejadas de la baranda para eludir el “río” cercano al riel,  sin embargo en una arriesgada decisión, Desormeaux ubicó a Exaggerator, en líneas internas. cerca de la baranda durante toda la recta posterior, allí hizo un notable rush entre los 1000 metros y los 600 metros finales, sacando afuera solo poco antes de la entrada de la recta final, desplazando con tremenda solvencia y manteniéndose firme hasta la meta. Consideramos no se puede pedir mejor ejecutoria con las condiciones presentes en la pista al momento de la carrera,

El "cambio de manos" y su importancia en las carreras

6 Lunes | 6:00 pm

Es común en el argot hípico escuchar el término “cambio de manos” sobre todo entre jinetes y entrenadores, pero en realidad es de poco dominio público el significado real de este término y de su importancia en el desarrollo de las carreras.

Primero hay que empezar aclarando que en Venezuela, como en muchos otros países de Suramérica, se le llaman manos a las patas delanteras o miembros anteriores del caballo y “cambio de manos” es un movimiento en el cual el caballo, en paso de galope o carrera, cambia de apoyo de un miembro a otro, es decir viene cayendo primero con una mano mientras gana distancia con otra y hace el cambio cuando la que está apoyando primero pasa a ser la que gane distancia y la otra pasa a sustentar la caída de cada zancada.

En realidad los caballos no sólo cambian de manos, pues al hacer el cambio, los miembros posteriores también se alternan, pero visualmente es más fácil de notar el de las manos.

En el desarrollo normal del galope o carrera, el caballo debería llevar la mano derecha adelante (ganando distancia) en las rectas y cambiar a la izquierda en las curvas, por lo menos en el caso nuestro y de Norteamérica que corremos en contra del sentido de las agujas del reloj.

Si un caballo no cambia de mano para entrar a las curvas inevitablemente se abrirá violentamente, pues no podrá sobrellevar la inclinación natural de su cuerpo al tomar la curva.

En cambio si al entrar a la recta, sobre todo a la recta final, cuando es exigido, no cambia de manos, entonces se fatigará más rápido y tendrá menor remate cuando sea exigido, incluso tendrá mayor riesgo de lesión por fatiga o sobreesfuerzo.

La mano izquierda es sometida a una fuerte presión en las curvas y al entrar a la recta generalmente viene cansada, es como cuando cargamos una bolsa con una sóla mano en algún momento sentiremos la necesidad de alternarla con la otra para que en la que ya se liberó el ácido láctico descanse, o como un boxeador que hace una repetición de golpes con una mano, obligatoriamente deberá usar la otra luego de la seguidilla para no extenuarse.

A veces los caballos, bien sea por dolor, por maña o por mala doma, entran a la recta y no cambian de mano, ahí se nota que su galope es como se dice coloquialmente “encrochado”, es decir hace un gran esfuerzo y avanza poco, y eso se nota, por eso diariamente el galopador y en carrera el jinete debe obligarlo a hacerlo, hasta que por costumbre lo haga solo, los montadores los obligan con un movimiento de bridas, moviendo el cuerpo a modo de contrapeso, con el látigo y usando sus rodillas, a veces, todo junto.

Si a un caballo le cuesta cambiar de mano o se niega a hacerlo, hay que hacerle un chequeo veterinario, si hace más de dos cambios en la recta, también amerita revisión.

Me despido como siempre, con palabra bíblica: “Te alabaré con rectitud de corazón cuando aprendiere tus justos juicios” (Salmos 119:7)

Adiós viejo hermoso

10 Lunes | 9:04 pm

Por primera vez escribo esta columna con lágrimas en los ojos y con el corazón dolido, hoy no hablaré de hipismo pero si de un gran hípico, mi padre Ricardo Giardinella Rivas, que el pasado sábado dejó de existir en cuerpo presente, pero quien seguirá vivo eternamente en cada zancada de un purasangre, en cada timbre de partida, en cada programa radial o televisivo donde se hable de caballos, ahí estará presente mi viejo. Ese gran padre que hasta su último día estuvo hablando de caballos.

Allí en su lecho de muerte, se apartaba la mascarilla de oxígeno para decirme que ese día había carreras, que no se me olvidara grabar su amada mensajería de texto y recordándome su última línea Patt Coro, que ganó galopando el domingo como haciéndole un homenaje.

Sé que él no leerá estas líneas, pero me quedo con la satisfacción, con todo el sentimiento de amor inmenso que hay en mi corazón se lo expresé en vida, del que hasta el último minuto estuvo a su lado luchando con él, acompañándolo en su batalla y dándole el respaldo que siempre demandó.

Quedo con la tranquilidad de que partió con el Señor, de que oramos juntos, leímos la biblia, nos tomamos de las manos y le transmití paz.

Agradezco a Dios que no le haya causado sufrimiento, que antes de morir, entró como dijo mi madre en un “Sueño Divino”, ese sueño divino que él mismo pedía en sus oraciones para la hora de su partida.

Todo lo que soy como ser humano, como profesional, se lo debo a él, recuerdo lo orgulloso que estaba de esta columna, de cada línea que escribía, tenía una hemeroteca personal de mis trabajos periodísticos y hasta mandaba a enmarcar los reportajes que más le gustaban y siempre me decía lo orgulloso que estaba de que yo siguiera sus pasos; incluso el trabajo que tengo en este medio desde hace 11 años se lo debo a él, a una llamada telefónica que le hizo al recordado Ángel Gutiérrez, quien también partió de este mundo.

Agradezco públicamente al personal de la Clínica Sanatrix, una institución médica donde los valores de la vida prevalecen por encima de lo comercial; agradezco a sus médicos: Milka Marín, Luis Hernández, Johnny Ramos, Jesús Juan Ceballos, Genaro Ceballos, Daniel Gutiérrez, María Princesa Ramos, Tomás Contreras, Ailiseth Pino, Simón Vegas, Gabriela Blanco y Héctor Muñoz.

A José Carlos Ortiz y toda la familia Ortiz, que estuvieron con él en todo momento, a todos ellos gracias por hacer nuestra lucha suya y batallar sin cansancio por salvar a mi padre.

Gracias a mi madre, su adorada Onilda Amor, por ser su bastón.

Agradezco a Dios, porque ahora, como decía el pasaje bíblico favorito de mi padre, “en lugares de delicados pastos lo hace descansar”.

Te amaré siempre mi viejo hermoso, mi tesoro, gracias por tanto.